Lo que no debes y debes hacer con tu tarjeta de crédito

HispanicfactorAsesoría FinancieraLo que no debes y debes hacer con tu tarjeta de crédito
Tarjeta de crédito.

En esta entrada de Hispanic Factor, te contaremos todo lo que debes saber sobre tu tarjeta de crédito y cómo usarla.

Algunas personas dicen que usar una tarjeta de crédito resulta contraproducente si se desea mantener un esta financiero equilibrado. Creer eso es un error, ya que cuando sabes cómo administrar tu crédito de forma correcta, descubres que es un excelente apoyo económico para comprar cosas que quieres o necesitas en ese preciso momento. Por otro lado, la forma en que uses tu tarjeta de crédito es lo que realmente determinará que sea beneficioso o no para ti, así que hoy, en Hispanic Factor te hablaremos de algunos de los errores más comunes y qué hacer para enmendarlos.

La tarjeta de crédito: una gran responsabilidad

Es cierto que una tarjeta de crédito no es precisamente un artículo de primera necesidad, pero sí presta soluciones inmediatas a compras que debas hacer en ese instante. Para comprar antojos, para ir construyendo una vida crediticia o para aprovechar los beneficios de los programas de fidelización: sea cual sea la razón por la que adquieras una tarjeta de crédito, lo importante es que sepas cómo usarla. A continuación, te diremos lo que no debes hacer, el por qué y qué puedes hacer para corregirlo.

Tener muchas tarjetas de crédito

¡No te compliques la vida! Es muy difícil que sea económicamente positivo el tener una tarjeta de crédito para cada situación. Si tienes entre tres a seis tarjetas, debes ser una persona extremadamente ordenada para llevar las cuentas correctas y al día, y además no usarlas con mucha frecuencia. Lo ideal es contar con máximo dos de ellas. De esta forma llevarás un registro adecuado de las cuotas que debes pagar y te pondrás límites a la hora de utilizar tu crédito para hacer compras.

Compartir el número de tu tarjeta de crédito

Nunca divulgues tu información personal en redes sociales ni respondas mensajes solicitando tus códigos de documentación privada, ya que podría tratarse de una estafa y terminarías siendo una víctima más de los fraudes financieros. Tus datos son solo tuyos, y si es necesario, puedes compartirlo solo con personas de confianza, como tu pareja o familiares que sean prudentes con respecto a este particular.

Usar la TDC sin entender cómo funcionan los intereses

Es lógico que usar dinero que no es tuyo, tenga su costo. La terminología del mundo económico puede ser un poco complicada, sin embargo, es fundamental que conozcas algunas de las palabras más usadas. Por lo general, cuando el banco te ofrece una tarjeta de crédito, las tasas de interés son bastante bajas, pero esto puede variar con el tiempo y dependiendo del flujo de tu dinero en las cuentas. ¿Cuál es la solución? Contactar a un asesor del ente bancario al que pertenezcas y pedirle que te explique detalladamente de qué forma funciona la tasa de interés de tu TDC.

Exceder el límite de tu crédito mensual

Si no eres precavido con tus transacciones, éstas son reportadas a tu o tus bancos. Es por ello que la autodisciplina para tener una tarjeta de crédito es esencial. Las instituciones financieras tienden a dejar un pequeño margen adicional a la cifra límite que indican en el crédito, pero sigue siendo bastante riesgoso para tus futuras finanzas si llevas tus deudas hasta ese punto. Algunos bancos, incluso, pueden agregar otro porcentaje al cobro mensual si llegas al extremo o lo sobrepasas. No manches tu historial crediticio de esta forma y controla tus impulsos.

Cancelar la suscripción a tu TDC

Es un comportamiento totalmente normal el querer pagar toda la deuda de tu tarjeta de crédito y desaparecerla, sin embargo, no te ayuda a fortalecer tu estado financiero. Tener un crédito para compras al instante es bastante beneficioso, efectivo y útil para muchas situaciones, en especial las de emergencia. Lo importante es que aprender a usarla y a informarte lo más que puedas sobre la variación de tus cuotas. Solo así podrás llevar un registro correcto y hacer los pagos necesarios para estar solvente.

Hombre pensando.

Con estos consejos descubrirás todo lo que debes hacer y lo que no con tu tarjeta de crédito. ¡Sigue aprendiendo con Hispanic Factor!

Si te ha parecido útil esta información, no dudes en compartirla con tus amigos. También puedes seguir a Hispanic Factor a través del blog y las redes sociales para aprender esto y mucho más sobre las herramientas que tienes para construir un historial de crédito positivo y enriquecedor para tu futuro financiero. Si deseas entrar en contacto con Hispanic Factor para una asesoría personalizada, llama ya al número telefónico que se encuentra al final de la entrada.

Twitter: HispanicFactor

Instagram: HispanicFactor

Facebook: HispanicFactor

14750 SW 26TH ST, SUITE 203, Miami, FL 33185

Teléfono: (786) 356-7095

Síguenos