Posibles escenarios para la recuperación económica luego del virus

Diversas organizaciones financieras han pronosticado posibles escenarios que podría tener la economía global en cuanto a su recesión y recuperación, tras el coronavirus. Estas entidades las han nombrado como V, U y W, las cuales hacen referencia al gráfico de la tasa de crecimiento del PIB (Producto interno Bruto).

Conoce el proceso de cómo se definen estos escenarios

Escenario V

Según explica el director de la escuela de Administración de la Universidad Católica de Chile, José Tessada la circunstancia V es cuando hay una caída fuerte, y luego de un periodo corto sube al nivel que estaba, antes de la pandemia.

De modo que, si se logra controlar la pandemia, es posible que tengamos una V “porque luego de levantar las restricciones la economía comenzará a recuperarse de a poco y volver a una altura igual o parecida”, expresó.

Por su parte, la agencia de calificación de riesgo S&P Global prevé que en el segundo trimestre del 2020 habrá una caída intensa, como la explicada por Tessada. Pero, para que esto se cumpla, menciona, se necesita ascender ágil y abruptamente.

Claro que, eso dependerá si se llega a encontrar la vacuna o el tratamiento, lo que permitirá levantar el confinamiento y volver nuevamente al camino original.

No obstante, S&P señala en su último informe que la elevación de la gráfica lo marcará la mano de obra, el capital y el crecimiento de la productividad, y cómo estas se verán afectadas por el coronavirus. Por lo tanto si ninguna de ellas cambia, puede que la economía regrese a su normalidad.

Para que suceda, explica, la crisis solo tendría que ir dirigida al sector salud, sin afectar ningún de los aspectos de la oferta para que los niveles vuelvan al inicio. Claro, esto no sucederá de manera veloz que permita dibujar una V perfecta, pero sí una más gorda.

Escenario U

Es considerado como uno de los escenarios más probables. “La recesión en forma de U es que baja y se mantiene un tiempo prolongado en el mismo nivel hasta que logra ascender y volver al anterior”, dice Tessada.

La directora administrativa de la agencia de riesgo Moody’s, Elena Duggar manifiesta que no se va a recuperar en el segundo trimestre del 2020 toda producción perdida en el primero. 

“Por ejemplo en el sector de servicio, todas las comidas que perdieron los restaurantes, las vacaciones, viajes, etc. Son cosas que afectan directamente el PIB. Pero, en caso de que se levante la cuarentena y la actividad comience a fluir, la economía empezará a subir durante el segundo trimestre”, expresa.

Las últimas predicciones de Moody’s indican que, a finales de febrero del 2020, el PIB se contraerá un 0,5% y seguidamente se agrandará un 3,2% en el 2021. 

Moody’s cree que esto puede cumplirse siempre y cuando los confinamientos se levanten en el verano (junio, julio y agosto) y la actividad se reanude.

Lo que sí es cierto, afirma S&P, es que la economía descenderá en ese trimestre un 9%. Con esta cifra es poco probable que recupere su trayectoria original. 

Concluyen que, “más que una U o V” la verdadera interrogante es ¿cuál será el rumbo final que tome la economía? ¿volveremos a ser los mismos? ¿qué tiempo tardará en llegar a esos dos escenarios

Escenario W

Denominado como el escenario más agitado. “Sucede cuando ya la economía se ha recuperado, tras una grave caída,  pero debido a diversos factores, esta vuelve a descender y a entrar en recesión” dice Tessada.

Algunos de estos elementos que afectan el crecimiento económico se encuentra el repunte de contagiados por el levantamiento del distanciamiento social; como consecuencia vuelven a aplicar la cuarentena. “Es como un para atrás y para adelante”, dice S&P

“Todo esto, expresa la agencia, hace que suba y baje la trayectoria de la economía, ralentizando su ascenso”.

Este escenario podría provocar pérdidas en la producción o mucho peor, es probable que no se consiga la vacuna o el tratamiento cuando se esté formando la W; esto significa que la normalidad podría llegar en mucho más tiempo de lo planeado.

Algunos economistas denominan este pronóstico como la L. Después de un descenso fuerte, la economía se mantendrá en ese nivel sin la intención de subir.

Tessada piensa que, más allá de una recesión, es un cambio fijo en el recorrido hacia arriba de la economía. “Lo típico de una recesión es que retorna a su nivel anterior a la crisis”.

billetes

Con estos posibles escenarios se va a trabajar la recuperación de la economía mundial.

Twitter: HispanicFactor

Instagram: HispanicFactor

Facebook: HispanicFactor

 

El endeudamiento estudiantil está acabando con el emprendimiento en Estados Unidos

Según señala el portal HBR (Harvard Business Review) las deudas estudiantiles socavan las oportunidades de los millennials a emprender nuevos negocios en los Estados Unidos.

Más de 44 millones de estadounidenses poseen unas deudas estudiantiles de 1.5 millones de dólares que superan, incluso a la de las tarjetas de crédito ($521 mil millones). Esto, junto al decrecimiento de los salarios, ha generado incertidumbre en las generaciones más jóvenes a crear emprendimientos.

Pero, la verdadera razón radica en esto: la mayoría de los graduandos (70%) abandonan la universidad con unas deudas de 29.800 dólares. Y aunque logren conseguir un empleo que les facilite pagar lo que deben, es probable que lo sigan haciendo hasta que cumplan los 40 años, ya que los intereses van creciendo a medida que pasan los años.

Además, si te declaras en impago puedes quedarte sin devoluciones fiscales, sin acceso a la ayuda pública e ir a juicio por la empresa prestamista. Unas consecuencias que le suceden al 22% de los deudores.

No todo es malo

Tras la grave posición en la que encuentra Estados Unidos con la situación estudiantil, la senadora Elizabeth Warren presentará una propuesta para cancelar las deudas “sustancialmente” con 50 millones de dólares a aquellos que tengan un ingreso inferior a $100.000 y 250.000.

Los que posean una entrada de dinero superior a $250.000 no podrán contar con el beneficio prestamista. “El objetivo es reducir la brecha de riqueza entre las minorías y los blancos, eliminando las deudas de más 75% de los estadounidenses”, manifestó la senadora Warren.

La política también prevé otorgar una matrícula gratuita de pregrado de dos a cuatro años en todas las instituciones públicas. Además, desea promover subsidios federales para ayudar a los estudiantes con los gastos de libros, alojamientos y comida.

Por su parte el presidente Donald Trump mencionó que “su administración está buscando las formas de reducir las deudas y hacer que las escuelas asuman más riesgos”.

Propuesta de las empresas

Algunas compañías están ideando planes para otorgarle al trabajador estabilidad y libertad de elección. Esto con el fin de ayudarlos con las deudas estudiantiles. 

Empresas como Aetna o Penguin Random House ofrecen asistencia a sus empleados entre 1500 y 2000 dólares por año en pagos de préstamos estudiantiles, al vincularse con plataformas de beneficios para trabajadores (Gradifi y Tuition.io). Esto es un patrón que seguramente se extenderá a más organizaciones, a medida que se den cuenta que los salarios como tal no cubren los costos de una educación universitaria.

Si estos programas logran convertirse en algo rutinario, con el tiempo podrían cambiar el sentido de desconfianza de los millennials y las siguientes generaciones, en cuanto a las innovaciones y la tolerancia al riesgo para emprender.

Si deseas leer más contenido de este ámbito, te invitamos a visitar nuestro sitio web y redes sociales:

Los emprendimientos en Estados Unidos estan enfrentando un declive, ya que son pocos los jóvenes que se atreven a emprender debido a sus deudas estudiantiles.

Twitter: HispanicFactor

Instagram: HispanicFactor

Facebook: HispanicFactor

Síguenos