¿Por qué debes hacer un testamento?

Familia
El testamento es un acto legal que expresa tus deseos sobre tus bienes luego de tu fallecimiento.

Cuando formas una familia y te das cuenta de que debes velar por el futuro de tu pareja y tus hijos, surgen nuevas responsabilidades y preocupaciones en tu mente: “¿sabrán mis hijos administrar sabiamente su dinero?”, “¿qué pasará con mis bienes una vez que no esté en este mundo?”, “¿cómo puedo asegurar el futuro de mi familia?”. Son preguntas bastante frecuentes y que, de algún modo, es necesario formularse a uno mismo. En el artículo de hoy, Hispanic Factor quiere compartir contigo información importante sobre el testamento, su función, y de qué forma puede ayudarte a asegurar el futuro de tu familia.

¿Qué es el testamento?

En términos generales, el testamento es un procedimiento legal documentado en el que tienes el derecho de expresar tu voluntad con respecto a lo que deseas hacer con tus posesiones luego de tu fallecimiento. El testamento gestiona bienes como el dinero, inmuebles, automóviles y cualquier otro objeto que sea de tu propiedad. En este documento, tienes la opción de determinar a dónde quieres que vayan tus bienes: a una o varias personas, a una fundación, a una institución o incluso si quieres que sean subastados.

 

Sabiendo que es un proceso en el que legalizas tu voluntad luego de tu muerte, necesitas contratar a un notario público o abogado que se encargue de distribuir tus propiedades exactamente como lo deseas. Es importante resaltar que existen diferentes tipos de testamentos que, dependiendo de tus bienes y tus necesidades, tendrás la opción de escoger el que más te convenga. A continuación, te mostraremos qué tipos de testamentos hay:

Tipos de testamentos

  • Testamentos a título universal: se firma cuando se transmite la totalidad de los bienes, derechos y obligaciones en los porcentajes establecidos por el mismo cliente. Por lo general, es heredado a una sola persona, que tiende a ser el cónyuge. Sin embargo, a la ausencia del cónyuge, los bienes se distribuyen en porcentajes iguales a los hijos.
  • Testamento a título particular: en este testamento es necesario que el mismo testador de información precisa sobre la o las personas a las cuales quiere heredar sus posesiones.Esto aplica cuando hay hijos fuera del matrimonio o personas desligadas al apellido de la familia.
  • Testamento público abierto: este tipo de testamento es el más recomendado, ya que tienes la libertad de distribuir los bienes que quieras y de la forma que quieras. También puedes incluir a personas no relacionadas con el apellido, a instituciones educacionales, beneficencias, etc.
  • Testamento público cerrado: En este caso, el documento debe ser firmado por el testador, los testigos y el notario público, además de también llevar su sello. El documento se diferencia en que se llevará un registro detallado de cuándo se realizó y de cuándo se hará vigente, ya que el cliente puede cambiar de decisión.
  • Testamento ológrafo: es aquel testamento que redacta y firma a mano enteramente el cliente. Para legalizar este documento es importante que el papel esté libre de tachaduras y que lleve un largo específico, determinado por el notario público. Todo esto es para conservar la integridad del documento.
  • Testamento mancomunado: es el tipo de testamento que se hace entre dos personas, en el que un tercero se ve beneficiado.
  • Testamento mutuo o captatorio: es el testamento que se hace recíprocamente entre dos personas, siempre a favor de la que sobreviva.
  • Testamento vital: se realiza de forma anticipada, en caso de que en un futuro cercano la persona no esté en las mejores facultades físicas o entre en un estado de permanente inconsciencia.

¿Cuáles son los beneficios de hacer un testamento?

Ahora, sabiendo cómo funciona a groso modo el testamento y la forma en que distribuye los bienes, puedes entender un poco más sobre los beneficios de tenerlo:

  • Es la opción más sencilla, inmediata y económica de heredar las posesiones que desees.
  • Con el testamento aseguras el futuro económico de tus seres queridos y aseguras tu legado, aunque ya no estés.
  • Si tienes menores de edad, reafirma su sustento y su calidad de vida.
  • Si tienes hijos que son estudiantes de secundaria o universitarios, aseguras que terminen sus estudios y tengan un comienzo laboral menos accidentado.
  • El testamento brinda seguridad jurídica a todos los participantes en él.
  • Tener un testamento evita disgustos entre los familiares. Es muy común que luego del fallecimiento, la familia no sepa qué hacer con las propiedades de esa persona. El testamento elimina cualquier posibilidad de disputas y afianza las relaciones familiares.
Firma de documento
Distribuye tus bienes sabiamente y asegura el futuro económico de tu familia, en especial si tienes menores de edad, con la firma de tu testamento.

Mantente informado sobre tus derechos y obligaciones en materia de finanzas con Hispanic Factor. Si quieres aprender más sobre el mantenimiento de tu crédito, sobre cómo comenzar un negocio por tu cuenta o sobre los procedimientos legales que tienen que ver con migrar a Estados Unidos, Hispanic Factor es justo lo que necesitas. Para más información, llama al número telefónico que se encuentra al final de esta entrada. Asegura tus finanzas con Hispanic Factor.

Twitter: HispanicFactor

Instagram: HispanicFactor

Facebook: HispanicFactor

14750 SW 26TH ST, SUITE 203, Miami, FL 33185

Teléfono: (786) 356-7095