¿Sabes si todos tus gastos son necesarios? Aprende más sobre ellos

Existen diversas formas para mantener tus gastos en orden, como: dejar de fumar, no comprar botanas frecuentemente, salir menos a restaurantes, no viajar en primera clase o bajarle el ritmo a las salidas nocturnas, etc. Si bien todo esto permite ahorrar pero no de forma estable. Es por ello que, a continuación te mencionaremos como hacerlo.

Adquiere productos genéricos

Algunos productos de marca pueden resultar costosos, por ello si deseas ahorrar un poco, compra aquellos llamados “marca blanca” que si bien pueden no contener la misma calidad que uno normal, pero sus  componentes pueden ser idénticos o casi idénticos, por lo que su función sería la misma solo que a un precio más accesible.

Ir al mecánico cuando sea necesario 

A veces a tu automóvil, le comienzan a sonar ruidos extraños, no enciende como es debido, contactos flojos, etc. Tal vez le hace falta mantenimiento, lo cierto es que algunas de esas tareas lo puedes hacer tú , sin la necesidad de ir al mecánico, capaz sea una pequeñez.  busca por internet “como puedo hacerle una revisión a mi vehículo”.

Claro, todo dependerá del tipo de falla que tenga tu automóvil, ya que si es una falla en los frenos, algo en el motor o en el mecanismo de las ruedas, entonces es necesario que vayas el mecánico.

Comprar comida rápida

Es normal que prefieras comprar comida a un local, cuando vas atrasado para ir a una reunión, cita médica o simplemente porque saliste tarde del trabajo. El problema es cuando lo haces continuamente; esto conlleva a una serie de gastos que puede afectar tu presupuesto.

Para evitarlo, haz una lista de la comida que debes comprar en el supermercado. Una vez hecho eso, cocina tus alimentos y que duren para una semana. De esta forma, evitarás comprar comida rápida por la flojera de cocinar todos los días.

Todos tus gastos no son tan necesarios como lo piensas

Compras de botanas

No te ha pasado que cada vez que vas una tienda o a la gasolinería te provoca comprar una botana o un refresco. Todo esto, al final afecta tu bolsillo. Haz presupuesto de cada cuanto puedes gastar en papas fritas o sodas; esto permitirá ahorrar cantidades significativas al terminar el mes. 

Otra opción, es comprarlas por paquete en los supermercados, lo que te posibilitará ahorrar significativamente. Es mejor comprar un paquete que cuesta 50$ a gastar 5$ diarios por cada botana.

Bancos  

Trata de retirar efectivo de los cajeros pertenecientes a tu banco, ya que si lo haces en otro pueden cobrarte tarifas extras. Compara los intereses que tengas en tus tarjetas de crédito, así como sus beneficios, con otras opciones existentes en el mercado, a ver si cumplen con tus exigencias.

Cuida tu salud 

Tomar alcohol continuamente, comer comida chatarra, fumar, chucherías, son cosas que pueden pasarle factura a tu salud. Si no te cuidaste es probable que curarte las caries o alguna otra dolencia que conlleve ir al médico puede provocarte fuertes gastos, y más si no no cuentas con un seguro. Es mejor tener buenos hábitos y mantenerte saludable. Tu organismo te lo agradecerá.

Compras de café

Comprar café en una panadería o restaurante frecuentemente, genera una fuerte disminución a tu presupuesto. Adquiere una cafetera y prepara tu propio café. Llévalo  en un termo lo suficientemente grande para evitar ir a un local a comprar más porque se te acabó. 

Además, preparar tu propio café te permite ahorrar a largo plazo, porque es más accesible comprar un paquete que te dure todo un mes a comprar una taza de café diario que valga, por ejemplo, 25$. 

¿Te gustan los temas de finanzas? Pues HispanicFactor ofrece este y otros contenidos interesantes, elige el que mejor te agrade. Siguenos en las redes sociales:

supermercado

Aprende a identificar esos gastos que si valen la pena.

Twitter: HispanicFactor

Instagram: HispanicFactor

Facebook: HispanicFactor

Síguenos